Valentín SánchezSu voz sonaba algo extraña
mas su amistosa mirada
la convertía en dulzura
hasta acariciar el alma.

Cercanas conversaciones
en el ambiente del bar
que para él fue su casa
abierta de par en par.

Si la vida es un camino
su fonda era la parada
donde se acumulan fuerzas
para una nueva jornada.

Tu camino ahora está lejos,
a ver si en una parada,
cuando no tengamos cuerpo
y seamos sólo alma,

escucho una voz amiga
que se acerque a conversar
y me haga compañía
como hacías en tu bar.

(Dedicado a Valentín “el de Galo”)

Foto Quique Lorente

Anuncios